Con fiebre alta Brayan fue llevado al hospital. Se hicieron todas las pruebas pero el veneno ya se había extendido a su corazoncito lleno de amor La sospecha es que fue atacado por un Scolopendra mientras dormía Brayan, al que le encantaba peinar a su mamá y salir a pasear con su papá, luchó para seguir vivo. Pero no pudo resistir un ataque al corazón y ahora juega con los Ángeles en los cielos más altos.

A continuación aquí te dejamos la información completa.